En resumen: una mezcla de ejercicios con peso (entrenamiento de fuerza) y cardio (ejercicio aeróbico) es lo más adecuado para perder peso de manera saludable.

Las recomendaciones generales son:

  • 150 minutos a la semana de actividad aeróbica; o 75 minutos de actividad intensa.

Para realizarse en conjunto con:

  • Entrenamiento de fuerza dos o más días a la semana.

Además, mantener una dieta equilibradas es igual de importante.

¿Por qué debemos hacer ejercicio?

Realizar ejercicio de manera regular puede aportar varias beneficios para la salud.

  • Puede reducir las posibilidades de desarrollar algunas enfermedades graves como enfermedades del corazón, diabetes tipo-2 y ciertos tipos de cáncer
  • Además está comprobado que ayuda a nuestra salud mental. El estado nuestro cuerpo puede afectar a nuestra mente, del mismo modo que nuestros pensamientos y sentimientos pueden provocar reacciones físicas.
  • Está demostrado que el ejercicio físico moderado provoca la liberación de dopamina y serotonina en el cerebro. Estas sustancias químicas contribuyen a mejorar el estado de humor de una persona.
  • La mayoría de personas que llevan un estilo de vida activo notan una mejora en su salud mental. Aquellos que no participan en ninguna actividad física pueden caer en un bajo estado de ánimo, depresión o ansiedad.

Con el paso de la generaciones, los humanos nos hemos vuelto menos activos. Mucha personas pasan más de ocho horas al día sentados, ya que cada vez más la mayoría de trabajos involucran estar sentados, muchos de ellos delante de una pantalla.

Por lo tanto, realizar actividad física requiere de un compromiso personal, ya que es algo que debemos realizar en nuestro tiempo libre.

Comprometerse con la práctica de ejercicio es crucial tanto para las personas que buscan perder peso, como para lo que pasan largas horas sentados en el trabajo.

Ejercicios para perder peso

Para perder peso a través del ejercicio necesitas crear un déficit calórico; lo que significa quemar más calorías de las que consumes.

El Instituto Nacional de la Salud y el Cuidado (The National Institute for Health and Care Excellence) es partidario de realizar cambios en el estilo de vida, en lugar de programas para perder peso de manera rápida. Las dietas drásticas son a menudo insostenibles a largo plazo, y aunque pueden funcionar al principio, suelen conducir a una ganancia de peso una vez que paramos.

La actividad física juega un papel muy importante en el mantenimiento del peso. Las personas sedentarias tienen más posibilidades de ganar peso.

La recomendación general para los adultos es la de participar en ejercicios aeróbico y de fuerza todas las semanas para mantener o mejorar la salud.

Esto puede involucrar 150 minutos de actividad aeróbica (cardiovascular) moderada como puede ser andar rápido, bicicleta o natación y dos o más días de ejercicio de fuerza como puede ser levantar pesos, yoga o ejercicios de peso libre.

Cardio (actividad aeróbica):

  • Quema calorías
  • Incrementa la estamina
  • Fortalece el corazón
  • Reduce el colesterol

Ejercicios de fuerza:

  • Incrementa el tono muscular
  • Mejora la flexibilidad y el equilibrio
  • Acelera el metabolismo

Un programa de entrenamiento que combina ambos ejercicios puede ayudar a controlar el peso.

Una mayor masa muscular puede contribuir a un metabolismo más rápido lo que permite quemar más calorías durante la actividad física.

Sin embargo hacer demasiado ejercicio cardiovascular puede entrenar tu cuerpo para almacenar grasa ya que se concentra en resistencia en lugar de crear músculo. Demasiado cardio puede también acabar con tus niveles de energía y provocar un sobrecalentamiento para compensar.

Dieta vs ejercicio

Lo cierto es que mantener o alcanzar un peso saludable no debería centrarse solo en la dieta o solo en el ejercicio. Combinando los dos, las posibilidades de éxito  se multiplican.

Un dieta variada y rica en nutrientes junto con ejercicio regular debería crear los fundamentos de una buena salud en general,

Aquellas personas a las que el médico les receta pastillas para perder peso (como Xenical) para ayudar a limitar los riesgos para la salud que tiene el sobrepeso y la obesidad, tienen también que seguir un programa de dieta y ejercicio controlado.

 

Página revisada por última vez:  16/05/2017